EL ATAQUE DE LOS CUCURUCHOS...

domingo, 16 de abril de 2006

¿Qué no quieres ver capuchones? ¡Pues toma dos tazas! Que digo tazas...¡Me encontré con la sopera entera! Estoy segura de que lo que pasó el jueves fue una confabulación contra mi por haberme retado a mi misma a intentar no ver capuchones...

Como dije en el post anterior, el jueves me fui a pasar la tarde al campo...No...ningún sin cara de cucurucho en la cabeza se escapó de su comparsa (y vuelvo a decir la palabra comparsa consciente de todas sus connotaciones...) para hacernos una visita en el campo. Allí no había ni tambores, ni cornetas, ni nada que se le asemeje...Pero ¿Quién nos mandaría irnos tan pronto??? A ver...¿Por qué no nos quedamos en el campo a dormir? Aynss.

Al campo fuimos cinco en un coche...normal. Pero por una historia que no viene a cuento , volvimos seis. Primera y segunda rotonda ya dentro de la civilización: Sin problemas. Tercera rotonda: ¡Con todos los problemas! Hay que echar gasolina en la gasolinera anexa a la rotonda. La rotonda está rodeada de polis ¿Qué habrá hecho la rotonda? ¿No se la ha ocurrido un momento mejor para liarla? "Pum,pum, pum..." Valeeee...Que la rotonda no ha hecho nada la pobre, que la poli la rodea porque los sin cara con cucurucho en la cabeza van a pasar...La sexta ocupante del vehículo se dobla cuál plastilina. Venga ¡confiesa! ¿de pequeña trabajaste en un circo? Pobre...coches por todos los lados, la poli de frente y ella hecha un ovillo en el asiento de atrás con un bolso encima para que no se note que ahí hay alguien. Y mientras hechamos gasolina, los del cucurucho en la cabeza pasan tan panchos...¡Que felices ellos! Alaaa...a la porra el reto conmigo misma.

Pero ahí no acaba la cosa. Todas las rotondas que vinieron después estaban también rodeadas de polis ¿De dónde han sacado tanto poli??? Pués nada, la sexta ocupante dobla que te dobla la columna...¡Si hasta hubo un momento en que la pobre se quedó atascada contra el asiento delantero! Y no fue poco tiempo, no...que la ciudad estaba cortada por completo. No podíamos pasar por ningún sitio...Y venga dar vueltas a la ciudad por las afueras, y venga pasar rontodas rodeadas de polis...En fin, lo único bueno es que no vimos más sin cara con cucurucho en la cabeza...Bueno si, algún despitado que corría porque llegaba tarde, con el cucurucho en la mano...pero esos no cuentan ¡Se les veía la cara!

Viendo lo ocurrido, el viernes decidí quedarme en casa trabajando un poquillo...¡Era la mejor opción para no encontrárme con la procesión larga! La de los taitantos pasos de la que hablaba en el post anterior. Pero no, ellos no podían dejar pasar el día sin hacerse notar. A eso de las ¿once de la noche? (que ya no son horas ¡Por Dios!), estándo yo tan feliz haciendo trabajar un poquillo a mi ordenador, lo oigo..."pum, pum, pum...tiroriiii" ¡Ayyyy...mamaaaa! ¿Están aquí? ¡Han venido a buscarme! ¿Vienen por el pasillo? ¿Cómo diablos han entrado??? ¿Hago palanca en la puerta con la silla para que no entren? ¿Me escondo debajo de la cama? ¿Saco el altavoz que no tengo y grito "fuegoooo"? Alomejor así se largan... ¡SOS! ¡Que se vayaaan!...

Los cristales de la ventana empiezan a vibrar...ufff...vale, no están aquí, sólo pasan a ¿cuánto? ¿dos milímetros de mi ventana? Tengo la persiana bajada. Ja! ¿Creíais que me ibais a pillar otra vez? Así que, la anécdota sólo quedó en un susto...Quince minutillos escuchándo "pum, pum, pum...tiroiiii" y ¡Todo arreglado!

Y hasta hoy no he vuelto a saber nada de los sin cara con cucurucho en la cabeza...Ahora ya tengo un añito para relajarme y poder salir a la calle sin tener que poner a todos mis sentidos en alerta...¿no???

9 sueños:

Azusa dijo...

Aiss, al final me pasó igual, no quería verlos, fui por otro sitio, pero estaban ahí, esperando a no sé quién en una casa (sin cucurucho, pero con capas, tambores, señoras disfrazadas de batwoman y señores vestidos de cervantes...) qué miedito...

Pablito dijo...

Mujer, no seas tan negativa. Haber cantado una saeta o algo, jijijij.

Besitos

Martha dijo...

Azusa: si es que está comprobado y requetecomprobado...¡Es imposible no verlos! Si los evitas, te buscan...menos mal que sólo salen a la calle una semanita al año!jeje!Besitos!

Pablito: Aynsss...si yo no soy negativa! Pero es que ¡Jo! No me gustan...¡Que le vamos a hacer! Y lo de cantar ¡Pues sólo faltaba que encima les tuviera que cantar!Vamos anda...jeje!Besitos!

Anire dijo...

yo llevo años sin verlos en directo jajaja por unas cosas o por otras nunca me topo con ellos!!

maberik dijo...

Jejej a quien se le ocurre ir 6 en un coche!!menos mal que no os pillaron!! yo tambien odio los cucuruchos, menos mal que este año solo he visto una procesion, y de pasada
Un beso

despechada-myrna dijo...

pues si que si, lo mejor es que solo es una vez al año y aun asi, hace daño!!!
besitos despechomusicales.. me encanta leerte.
:-)

marta morena dijo...

a mi me aburren soberanamente las procesiones.
Cuando mi amiga inglesa vio una, y me preguntó el porqué de muchas cosas, al intentar explicarselo me di cuenta de la gran tontería que era...
y esos cucuruchos... mi amiga dice que son clavaditos al Ku Klux Klan (y no me extraña) tanto jueves de dolor, etc etc
Besiiiitooos

melonaforever dijo...

Es que vienen a por ti jajaja...tu si los ves corre no vaya a ser que te secuestren o algo...jajaja

Besotes

Vivas dijo...

Los titulos de tus posts me recuerdan a los titulos de los tebeos de mortadelo y filemon jajajajajaja. Pues imagínate en Sevilla (akí les llamamos nazarenos), que la inmensa mayoria se recogen a las 3 de la madrugada. Eso sí, por mi calle no pasa ninguna jajajaja.

Sí, aburrido que estoy y me pongo a leer y comentar posts antiguos :P

Besitooosss!!!

Sueños de ayer. Design by Pocket